Con más de veinte años de experiencia en la producción de espectáculos siendo parte de la realización de eventos como Cumbre Tajín, el Festival de la Salsa y el Carnaval de Veracruz, además de director de producción del Foro Boca, Mark Horton sabe de la valía que tiene cumplir con el más alto estándar artístico y técnico que se presenta al público. Así, con la complicidad de su colega y productor Oliver García (del sello y productora 3KMKZ), sació en este periodo de emergencia sanitaria el anhelo de dar forma a sus canciones y plasmarlas en el EP “Reconexión”.

“Me he desenvuelto en la producción muchísimos años, a la par de la cuestión musical; con el confinamiento se dio la reconexión de manera interna con la música y así empezamos a componer y convocar a amigos como Oliver, que es un gran ingeniero y parte de 3KMKZ, en quienes tuve la confianza para hacer este material y trabajar desde casa”, relata Mark, quien arranca el estreno de su proyecto con el sencillo “Ella”.

Oliver García

Tras decidir que sería una sesión en vivo el medio para presentar las canciones, la tarea de Oliver fue coordinar la producción musical del proyecto: “Empezamos a tocar juntos y a hacer maquetas, luego me invitó a acompañarlo tocando la guitarra en una gira que hizo abriendo varios conciertos en eventos muy grandes en Puebla, Veracruz, Ciudad de México y él llevaba su propia producción (batería, guitarra, amplificadores, consola, micros, bases, todo); nosotros montábamos un escenario dentro del de los artistas y así podíamos tocar en cualquier lugar. A raíz de la situación que se vivió en 2020 y que se estaban haciendo las sesiones en vivo, tomamos la decisión de aprovechar nuestra experiencia como productores, los contactos y armar algo juntos, que fuera más allá de un concierto por Instagram”, detalla Oliver.

“Reconexión” es un EP de seis canciones que fueron grabadas para esta sesión en vivo, teniendo como locación un restaurante del centro de Veracruz; ahí se montó un escenario completo con equipamiento profesional de audio, video y backline, añadiéndose la producción y post producción de 3KMKZ, como cuenta Oliver: “Le prometí a Mark que armaría la banda que él necesitaba y terminamos teniendo una banda increíble que sonó perfecto antes de grabar. Todo el trabajo de arreglos, maquetas y ensayos se hizo a la distancia, en línea. Estábamos comprometidos en hacer el match tanto en la producción musical como la técnica, era algo que teníamos que lograr, eso también fue parte del compromiso en esta grabación.

“Estoy muy agradecido con los músicos Pepe Portilla, Juan Manuel Lagunes, Octavio Alberto Díaz Reyes (trompetas), Martín Atreyu (saxofón), Valeria Cruz (bajo), Jav Gómez (guitarra), Víctor Meza (guitarra, percusión, coros) y Arturo de la Fuente (coros). Más allá de lo bonito y lo mágico que fue conectar a nivel musical, este proyecto viene respaldado con un nivel técnico muy fuerte. Todo se cuidó muchísimo”.

“La captura se hizo en digital y se post produjo en 3KMKZ; yo hice la mezcla ‘in the box’ con algunos detalles análogos. De la masterización se encargó Erick Urbina en Reso Mastering. Además, dadas las complejidades de la situación actual, fuimos muy responsables con la producción. El mensaje también es que se pueden producir y hacer eventos si nos cuidamos todos y nos comprometemos para mantener la seguridad de todos. Estamos muy satisfechos con el resultado técnico y humano”.

“En ‘Reconexión’ están músicos que toda la vida he admirado; es un honor porque es la gente con la que he compartido la música de forma real. Estando de lado de la producción técnica he aprendido a detectar esa legitimidad para estar arriba del escenario y eso para mí era muy importante. La emergencia sanitaria nos llevó a poner ese sentido de supervivencia para seguir adelante y ese también es el mensaje: los músicos seguimos aquí y podemos presentar algo lo más profesional posible, si lo escalamos con las personas correctas”, concluye Mark, cuyo trabajo podrá apreciarse a través de sus redes sociales y sitio web oficial: www.markhortonoficial.com

Entrevista: Nizarindani Sopeña / Marisol Pacheco

Fotografía cortesía: Ilse Colina