Así como en la música existen los clásicos (Mozart, Beethoven, The Beatles, Pink Floyd, Mile Davis, Yes, Kraftwerk, Daft Punk y muchos otros), también en la ingeniería en audio existen muchas herramientas que hoy se consideran clásicas. Sirva esta columna para citar algunas de ellas y vamos a empezar por aquellos equipos encargados de realizar la captura. Con ustedes, los micrófonos.

RCA 44 Bx

Seguramente muchos lo han visto en fotos o videos, ya que solo unos pocos privilegiados en el mundo tienen este micrófono en buenas condiciones. Es de los primeros grandes micrófonos de listón y su sonido cálido y particular característica en la captura de la dinámica, hizo que durante 1934 y 1959 fuera uno de los micrófonos más utilizados en la radio y la industria de la música. Actualmente también hay excelentes emulaciones virtuales.

El RCA 44 Bx se ha usado para voces desde Frank Sinatra hasta Michael Jackson, también el gran ingeniero Hugh Padham lo usó como rooms por primera vez en el disco “Face Value” de Phill Collins. Y hoy en día se sigue utilizando, sirve para todo.

Si quieres un sonido grande y cálido (porque al no capturar muchas frecuencias agudas se lleva bien con nuestra sensibilidad auditiva a las frecuencias medios agudas), quizás esta sea tu mejor opción cuando sea posible, así como para lograr diferentes texturas en la grabación.

Sennheiser MD 421

También es un micrófono cardioide dinámico. Se introdujo en el mercado en los años sesenta y aunque muchísimos ingenieros lo usan en los toms de la batería o para instrumentos de percusión, también es un micrófono muy versátil, que sirve para voces y todo tipo de instrumentos. Muchos lo utilizan combinado con un condensador para grabar en Mid Side.

Shure SM 57

Este micrófono se vende desde 1965 y se ganó el trono de clásico. Es dinámico cardioide y sirve para voces, guitarras, tambores y prácticamente en cualquier captura tendrá un desempeño adecuado. Si no tienes ninguno, debes considerar tener como mínimo dos, para poder usarlo con técnicas de microfonía estéreo. Como todos los equipos debe cuidarse; si se golpea ya no suena igual y es probable que pierda graves.

Shure SM 58

Se vende desde 1966 y es el micrófono más utilizado en conciertos en vivo. Es indestructible, un estándar. Suena bien, no se rompe y produce muy poco feedback: por esta razón, este micrófono fue utilizado por varios Papas (sí, los del Vaticano), estrellas de rock (casi todas) y hasta muchísimos presidentes de todos los países del mundo.

Incluso en varias grabaciones de rock y pop lo han utilizado para voces y también es versátil y sirve para todo, aunque su brillo y excelencia siempre podemos apreciarlo en un concierto en vivo.

Neumann U 87

Este micrófono es de condensador con diferentes patrones polares y pad. Se vende desde 1967, aunque sufrió ligeros cambios desde su salida hasta 1986; gracias al trabajo responsable de esta gran compañía, este micrófono sigue siendo un estándar en la grabación de voces.

Siempre digo que si no tienes tiempo de probar qué micrófono le queda mejor a la canción que vas a producir o al cantante que vas a grabar, puedes tomar con los ojos cerrados este micrófono, porque a pesar de que algunos detractores dicen que es muy agudo, en cuestiones de sutilezas y claridad es uno de los mejores micrófonos del mundo.

También es cierto que necesitas una buena sala de grabación, porque este micrófono toma mucho el sonido de la sala en donde se utilice, aunque sea en modo cardiode.

Electro-Voice RE 20

Salió al mercado en 1969; la propuesta interna era fabricar un micrófono cardioide dinámico que sonara como un condensador y lo lograron. La base de su éxito fue la siguiente: cuando usas el RE 20 no se escucha el ruido de la sala de radio (recordemos que los locutores durante décadas usaron y maniobraron papeles). Con este micrófono no se perciben ruidos externos, como así también un bajo nivel de sala, permitiendo que más gente participara en los programas de radio. Si bien fue diseñado para voces, también sirve para todo y es muy recomendable para grabaciones caseras porque toma muy poco el sonido del cuarto.

AKG 414 XL II

Micrófono de condensador con diferentes patrones polares, incluso puntos intermedios y pad.

Si bien existen más de 11 modelos de AKG 414, en este caso me basaré en el 414 XL II, porque es uno de los más nuevos y de los que más me gustan. En mi opinión, éste es uno de los mejores micrófonos que existen porque brinda muchas posibilidades que otros no tienen, como la capacidad de pasos intermedios entre los patrones polares.

Su fabricación es excelente y su sonido, en primera instancia, no sorprende tanto; sin embargo, hay algo muy interesante, que es lo que pasa después de la toma de grabación, cuando uno va a la mezcla, y aquí es donde este micrófono brilla en todo su esplendor: ecualizas o comprimes lo que grabaste con este micrófono y se produce un fenómeno que es que se adapta de una manera increíble a los cambios. Esto no sucede con todos los micrófonos, lamentablemente; en muchos casos, una vez que el sonido quedó impregnado, por más que se ecualice, el desempeño del micrófono y sus características no cambian. Con el AKG 414 XL II esto sucede porque su sonido es muy flat, de manera que al principio no impacta, pero al ecualizar sí sorprende, y no solo sirve para las voces, sino que sirve para todo.

Audix D6

Si quieres grabar bombos de batería y no complicarte demasiado la vida, la empresa Audix desarrolló este micrófono que rápidamente se convirtió en un clásico para el bombo. Es dinámico y está diseñado con un patrón de captación cardioide para aislamiento y control de retroalimentación y está equipado con un diafragma VLM para una reproducción de sonido natural y precisa.

Es ligero, compacto y fácil de colocar; una excelente opción para micrófonos que requieren una reproducción extendida de baja frecuencia, como bombos, toms grandes y gabinetes de bajos. Su diseño sin transformador, su baja impedancia y su salida balanceada le permiten un rendimiento sin interferencias.

Continuaremos en las siguientes columnas hablando de aquellos equipos tan valorados por los profesionales del audio profesional que se han convertido en clásicos. Será muy interesante.

¡Gracias por leer!

Músico, compositor, productor musical e ingeniero en audio.

Especialista en Mezcla y Mastering.

Imparte cursos privados online y en universidades sobre Ingeniería en audio, Producción musical y Desarrollo de la creatividad.

Es profesor de Técnicas de mezcla y mastering en REC Música y SAE Institute México.