El ingeniero de masterización Gavin Lurssen ha llegado a lo más alto de su campo, cultivando un enfoque que trasciende la tecnología. Sus créditos incluyen Foo Fighters, Eric Clapton, Ben Harper, Sturgill Simpson, Elvis Costello y bandas sonoras para The Hunger Games, Ratatoullie, y la exitosa serie de televisión de Nashville.


Ha sido nominado nueve veces al Grammy y ha ganado cuatro de ellos con Robert Plant y Alison Krauss, así como con la banda sonora de O Brother Where Art Thou. Los proyectos recientes incluyen trabajos con Queens of the Stone Age y la remasterización de los álbumes de Toto.

El proceso de Gavin está informado por el estado de las mezclas que recibe. “A veces, las personas envían la mezcla sin ningún otro cambio, pero en ocasiones, la pasan a través de un compresor de bus para que el artista pueda dar su aprobación, y cuando eso pasa, me envían una versión sin esa compresión. Comienzo a buscar en limitadores y otros procesadores y a menudo tendré la referencia que escuchó el artista; muchas veces uso un Manley para eso”.

En los viejos tiempos, Gavin Lurssen habría alineado la máquina de cinta, “que tenía una curva específica”, dice. “No sólo había que poner la cinta y dar play, había que alinearla para que sonara bien. Hay muchas formas de hacerlo: se puede usar electrónica de estado sólido o de bulbos”.

“En el mundo de hoy, se reproduce un archivo”, comenta. “Entonces, si estoy tratando de replicar la esencia de alinear una máquina de cinta y eso significa obtener la estructura de ganancia en orden y reproducir la limitación que ocurrió en la mezcla, el Manley es muy importante”.


“El Manley es un limitador perfecto para este proceso gracias a su versatilidad, para ayudarme a poner la canción en un modo de reproducción, de manera que pueda hacer un poco de procesamiento de ecualización para que se ajuste a las normas y estándares de hoy”.

Related Posts