Como todos los años desde hace dieciséis, la ceremonia de entrega de Las Lunas del
Auditorio Nacional dio resultados nada decepcionantes para sus aficionados. Con un record taquillero y un cartel bastante atractivo que incluyó a figuras musicales de género variado como Lila Downs, Carlos Rivera, Billy Elliot (El Musical), Emmanuel y Mijares, Calibre 50 y Timbiriche, el evento contó con alfombra roja y una producción que, como cada año, mejoró en todo lo posible.

Nuevas oportunidades

En 2017, el primer año como productor ejecutivo en las Lunas del Auditorio, Gabriel Leif habla de su nueva experiencia, aunque cuenta ya con una amplia trayectoria de trabajo en la industria del espectáculo y el Lunario del Auditorio Nacional: “El Lunario es un espacio mágico para mí.  Siempre hemos estado al tanto de la vanguardia en todos los géneros musicales. Vamos desde el pop, hasta el jazz, tango y demás. Intentamos involucrar a todo el público que siente la necesidad de presenciar un espectáculo en vivo en México y trabajamos día tras día en posicionar al Lunario. Así pasaron más o menos nueve años y vinieron cambios, en los que Francisco Serrano, quien fue mi jefe en ese tiempo, pasó a la dirección de operaciones del Auditorio Nacional y en ese momento tuve la oportunidad de comandar el equipo del Lunario. Así llegamos a las Lunas del Auditorio 2017”.

“Este año, buscamos refrescar el evento en cuanto a la parte de contenido”, menciona Gabriel; “creímos necesario este cambio para dirigirnos a los nuevos públicos. El año pasado pudimos lograr la conexión con Google para hacer streaming y este año logramos, desde la parte escenográfica, conjuntarnos con gente como Mauricio Chacón, quien nos dio una propuesta enfocada en el tema de visuales, iluminación y audio, lo que da el lugar a cada uno de los miembros de cada área para hacer un trabajo armónico. Gracias al apoyo de nuestra gente, tuvimos pantallas LED de última generación, así como novedades en la iluminación y el audio. Como desde hace mucho tiempo, tuvimos a Paty Fuentes en la coordinación de producción y en la dirección artística a Luis De Llano”.

“Por otro lado, la dirección de cámaras en 2017 se basó en cámaras móviles, ya no tantas fijas; metimos 3 Steady Cam y una cámara que va a en un riel, de nombre Furio, la única que hay en México”, explica Gabriel; “el movimiento escénico en televisión lució mucho porque tuvimos libertad de movimiento. Se generaron cápsulas nuevas que presentaron a los nominados, para generar una sensación más completa en el público. Fue una ceremonia larga, pero la audiencia estuvo presente todo el tiempo; la idea era lograr armonía y puedo compartir que tuvimos un proyecto bastante interesante del que se han escuchado buenos comentarios”.

“Como la nuestra es una producción de casa, la coordinación se llevó a cabo mediante renta de equipo externo, pero dirigido por nosotros. Las cámaras que se ocuparon tanto para la ceremonia que salió al aire en Canal 11 como para la transmisión por Canal 22, fueron las mismas que nos mandaron señal. La alfombra roja que manejó Google en streaming se convirtió en una gran pasarela para celebridades y las cámaras en ésta se operaron de manera independiente”, finaliza Gabriel, satisfecho por la labor realizada, y con toda razón.

Coordinación de producción

Quien ha estado los 16 años de Lunas del Auditorio, primero en coordinación de medios televisivos y desde hace once años como coordinadora de producción, Patricia Fuentes, hace mención de algunos de los retos en esta edición de Lunas. “El reto más grande de este evento siempre ha sido tener a distintos artistas de calidad en el escenario; las exigencias aumentan y nosotros, como producción, tenemos que estar al nivel de las figuras que reconoceremos. Este año tuvimos nueve números musicales que cada uno en sí mismo es un espectáculo y nosotros tuvimos que ir de la mano junto con ellos. Han sido 16 años en los que siempre hemos sabido que tenemos que mejorar; estar al nivel del espectáculo”.

Respecto a la pre-producción, Patricia comenta que lo primero que se convocó fue la escenografía: “Gabriel Leif, quien tuvo su primer año como director, contrató al escenógrafo Mauricio Chacón y él nos hizo una propuesta con un concepto lunar, que tuviese qué ver con las fases de la luna y a partir de eso se comenzó a trabajar con lo visual. Este año hubo cerca de un ochenta por ciento de pantallas en escenografía, y la iluminación y el rigging fueron muy de la mano con ello”.

“Cuando tuvimos el talento confirmado, se comenzó a trabajar con cada uno de los musicales, obviamente sin dejar de lado la parte del audio, que desde el primer día se trabajó revisando las necesidades con el talento, cosa que Gustavo Zertuche y Rudy Rosales saben perfectamente. Entonces, ellos desde el inicio, fueron trabajando todas las necesidades; hicimos juntas de producción con cada talento para alimentar sus necesidades. A veces ha sucedido que al talento se le invita a Lunas con un año de anticipación debido a sus agendas tan apretadas y así vamos trabajando para poderle decir al director de escenografía cuáles son las posibilidades de talento que podremos tener. Por ejemplo, este año tuvimos un musical de Billy Elliot y eso se lo informamos al escenógrafo para que fuese viendo qué hacer y sin embargo, la gente del musical fue ensayando en otros espacios antes de ensayarlo en el escenario”.

“En la parte visual, las pantallas nos ayudaron a darle movimiento a cada musical. Éstas nos ayudaron a ir cambiando la atmósfera y debido a que este año también tuvimos géneros distintos, necesitábamos hacer diferencias entre cada uno de los artistas. La parte visual nos ayudó a conectar con los jóvenes, que ahora son muy visuales. El acomodo en que llevamos el talento en el escenario tiene un porqué: vamos comenzando de una manera y para terminar escogimos a Timbiriche, sin embargo tuvimos varios picos durante el evento; no íbamos sólo subiendo en línea recta”.

Diseño de iluminación, tecnología que revela el talento

Diez años de diseñar la iluminación de las Lunas del Auditorio se dice fácil, pero se ha tratado de trabajo continuo: “Esta es mi décima vez en el evento y estoy contento, no sólo de que me sigan invitando, sino también de que el evento se realice tan bien”. Esto lo comenta Germán Castellanos “Tiffy”, responsable de las luces que hemos visto en esta ceremonia; “siempre he podido trabajar con equipo muy actualizado y de calidad, y también a veces me gusta retomar productos y equipos que tuvieron su boom en otras épocas. Creo que de lo que se trata y lo que lleva la batuta es la entrega de premios y si mi diseño necesita algún equipo que me gusta y que ya se ha usado, y además está disponible y en buenas condiciones, yo lo retomo. No creo necesariamente que lo nuevo sea únicamente lo maravilloso. Creo que la tecnología evidencia el talento de las personas. No creo que se trate de la tecnología, sino de cómo uno la usa tecnología”.

Respecto al diseño que se abordó para la iluminación de esta edición, Tiffy explica: “Lo que nos encontramos ahora es que hay mucha gente interesada en participar, entonces el primer reto fue qué equipo utilizar en qué parte. Entonces todos los patrocinadores pusieron equipo y tratando de crear una logística funcional, el reto fue de qué manera podíamos dividir el equipo por secciones. Cabe mencionar que la escenografía que propuso Mauricio Chacón fue muy orgánica, lista para agregarle iluminación. Fue una escenografía muy amigable”.

“He tenido la fortuna de trabajar con diferentes artistas”, continúa Tiffy; “cada vez que son las Lunas se da la oportunidad de trabajar con artistas con quienes ya he colaborado, pero hay que empaparse también de los artistas con los que uno no está familiarizado: hubo conversaciones previas con los artistas para meternos en el proceso y que se vieran beneficiados con nuestra iluminación. A veces vienen otros iluminadores de otros artistas y recibimos sus ideas, sin embargo, es importante que la imagen del evento sea siempre la que se acordó”, concluye Tiffy.

Este año, Vari Internacional patrocinó la consola de luces de backup ChamSys MQ100, misma que se enlazó con la de Tiffy.

Una década de audio en las Lunas

Gustavo Zertuche, quien ha sido coordinador de audio de Lunas del Auditorio durante diez años, menciona al respecto de esta edición: “Tanto en este evento, como en todos los proyectos en los que me involucro, me he dedicado a estar al día siempre. En 2017, comenzamos las pláticas en septiembre en cuanto al audio”.

“Para esta edición, trabajamos con el equipo con el que hemos estado trabajando y en monitores tuvimos la participación de Shure, que nos apoyó con todo el nuevo sistema digital inalámbrico Axient Digital: tuvimos 34 canales de microfonía Axient, 16 canales de PSM 1000 y Axient Analógico para otro tipo de microfonía. Tuvimos consolas digitales tanto en sala como en monitores (Digico SD8 en sala y SD10 en monitores). Lo demás fue cableado y microfonía convencional. Tuvimos siete minutos de cambio entre artistas, todas las voces en vivo y noventa por ciento de músicos igual, excepto en Billy Elliot (El Musical)”, explica Gustavo.

Respecto a su experiencia con el nuevo sistema Axient Digital, el coordinador de audio de las Lunas del Auditorio comenta: “Fue muy grata. Afortunadamente yo estoy dentro de las personas que Shure promueve y tuve la oportunidad de conocerlo en su presentación en Chicago. Y para este evento fue lo mejor; las Lunas siempre se han caracterizado por tener la mejor tecnología”.

En cuanto al monitoreo, Gustavo tuvo la oportunidad de preparar los parámetros para la mayoría de los artistas, a excepción de Mon Laferte y Carlos Rivera: “sin embargo, sus monitoristas nos comentaron lo que necesitaban, y el show corrió sin ningún problema. Las Lunas siempre se han caracterizado por tener muchos géneros musicales y reencuentros, como en este caso fue Timbiriche. Al ser encargado de monitores, presento a cada artista una forma de trabajar y para esto hay comunicación previa. Se coordina todo para hacer un balance entre las necesidades del artistas y las de la audiencia”.

El mayor reto para el coordinador de audio cada año es el cambio de artista. En siete minutos tienen que lograrlo y la experiencia hizo que en 2017 esto se realizara cabalmente. “Aunque esta vez nos tomó por sorpresa el terremoto (no podemos controlar la naturaleza), tuvimos que posponer nuestro de por sí acotado tiempo. Sin embargo esos son imprevistos y al final se hicieron unas grandes Lunas”, concluye Gustavo Zertuche.

También en audio, como responsable de sala, Rudy Rosales tiene también una extensa trayectoria en Las Lunas del Auditorio: “Es sumamente importante mantener un estricto control de calidad; necesitamos que se escuche lo mismo, tanto en la primera butaca como en la última; esto es muy tajante porque estamos a la vista de un público muy extenso y además, el evento es una especie de aparador de nuevas tecnologías. Se premia a lo mejor del espectáculo en vivo, vienen artistas internacionales y por lo tanto nosotros debemos estar a la vanguardia en equipos para que quien venga como invitado esté satisfecho con lo que utilice. Se busca la mejor tecnología y eso a nosotros nos lleva a prepararnos”.

De la tecnología de la que Rudy habla se encontraron esta vez, por ejemplo, las consolas Digico: “en los últimos años, esta marca se ha vuelto importante en nuestro país. Aún hay mucha gente que la comienza a usar y en mi caso, en Lunas tuve la oportunidad de darla a conocer a bandas como Calibre 50; nosotros probamos su escena y estuvimos con ellos asistiéndolos para hacerles sencillo su trabajo. De entrada, utilicé 96 canales en cada consola; en realidad no le hacen falta plug ins a esto equipos”, menciona el responsable del audio en sala.

También se echó mano de una consola Allen & Heath, que se utilizó para el protocolo de la ceremonia: conducción, agradecimientos, voces en off, VTR y demás.

De la mano de Rudy Rosales, se encontró en el diseño del sistema a Jorge Soto, quien tuvo la oportunidad en la más reciente edición de las Lunas del Auditorio, de escuchar el nuevo arreglo lineal LINA, de Meyer Sound: “Esta vez probamos el LINA, en side fill, con los LFC 500. Los requerimientos de side fill de este año fueron mínimos en cuanto a potencia, pero en cuanto a estabilidad, estos han sido exigentes; lo de Billy Elliot tuvo su complejidad, igualmente lo de Timbiriche, con todos los micrófonos abiertos”.

“LINA fue un buen complemento del sistema”, menciona Jorge; “el ajuste lo hice en conjunto con Óscar Barrientos (gerente de soporte técnico, servicios de diseño y educación en Latinoamérica de Meyer Sound). La ventaja de haber trabajado con Timbiriche es que estuvimos tres semanas ensayando con LINA, así que pude hacer con ellos un análisis exhaustivo, por lo que obtuve una gran base de datos”.

“La ventaja de mi trabajo es que conozco bien la respuesta de frecuencia que el ingeniero de sala usa”, concluye Jorge; “sé que Rudy hace muchas compensaciones de tonalidad en la mezcla y ahí es donde yo busco dejarlo hacer lo que él requiere. Para esto, se cambió la parte del diseño de los front fills, por lo que las butacas ya no van igual, ni las posiciones son las mismas, entonces todo eso lo tuve que ir ajustando. La respuesta de frecuencia se dejó plana y con cuerpo, lo que nos ayuda a no batallar entre los distintos géneros”.

Son los dulces 16 de las Lunas del Auditorio Nacional, uno de los recintos para espectáculos más importantes del mundo. El reconocimiento al trabajo cotidiano es importante y da valor a la industria del entretenimiento. ¡Felicidades a las Lunas!

Entrevistas: Nizarindani Sopeña / Redacción: Michel Loeza

Recuadro uno

La presencia de Shure y Allen & Heath

Manuel Tapia, especialista en Shure, por parte de Representaciones de Audio, explica lo concerniente al sistema Axient Digital en Lunas del Auditorio 2017: “Usamos esta vez treinta canales de Axient Digital. Fue la primera vez que usamos tantos canales en un evento así y el ajuste fue muy rápido; es una de las grandes cosas que ofrece este nuevo sistema. La radiofrecuencia es complicada en sí; sin embargo, fue fácil hacer la planeación de bandas adecuada para los monitores Shure PCM 1000 más 18 canales y ocho de Axient analógico en la misma banda. Por parte del resto de los canales, todo fue mucho más flexible. Para los instrumentos en escenario usamos microfonía QLXD, que también son productos digitales; realmente el set up fue fácil; en diferencia de tiempos con respecto al ajuste del año pasado, el avance fue significativo. En cuestión de espacio, Axient Digital también es muy útil: normalmente, para los canales que usamos, el espacio que se ocupa sería de varios racks, pero ahora usamos uno solo para tener esos mismos canales; usamos solamente dos antenas para cuarenta sistemas: treinta Axient Digital, ocho analógicos y dos UHF-R”.

Por su parte, Luis Peña, especialista en Allen & Heath, marca también distribuida por Representaciones de Audio, comenta sobre las consolas usadas: “Este año trajimos dos consolas, ambas de la serie dLive: una S-5000, que es la que maneja la parte del protocolo y que usa aproximadamente de doce a 16 canales, y en monitores una C-3500, que además de trabajar con los monitores de las personas en el escenario, lo hacen los floor managers, quienes necesitan estar comunicados en los ensayos”.

Para Allen & Heath, Las Lunas es un evento en el que se busca que la gente conozca más la marca, gracias a la presencia de una gran cantidad de profesionales del audio.

Recuadro dos

Más de 150 metros de pantalla LED

José Daniel Torres, director de HMD Producciones, estuvo puntual a la cita de producción de Las lunas del Auditorio Nacional, para instalar la gran cantidad de pantallas LED que esta vez se usaron para la construcción de la escenografía: “Mauricio Chacón fue el creador de toda la parte de escenografía y al hablarlo, nosotros le dimos dimensiones de nuestros equipos para que, con base en eso, él armara el tema. Posteriormente, nosotros platicamos con la gente de video, los temas que tuvieron que ver con contenidos para que nosotros le diéramos las resoluciones de las pantallas”.

“En las Lunas, el diseño me encantó porque se jugó con estructura, iluminación y distintos planos. Las pantallas tuvieron movimiento en esta edición y fue algo novedoso. Usamos alrededor de 160 a 180 metros de pantalla LED, marca Absen, que son productos fabricados en China y, al contrario de lo que se creería, son de gran calidad”, menciona José Daniel.

Recuadro tres

Equipos Lunas del Auditorio 2017

Audio

Arreglo lineal Meyer Sound LEO (side fill LINA)

Consolas de sala y monitores: Digico SD8, SD10

Consolas protocolo: Allen & Heath dLive S-5000, C-3500

Sistema de gestión de frecuencias: Shure Axient Digital

Iluminación

Empresa proveedora: LED Project (escenario)

(26) Luminarias Robe LED Wash 600, (14) LED Wash 1000, (32) Pointe, (10) BMFL, (14) CyC fx, (24) LED Wash 300

(12) Luminarias Martin Atomic

Empresa proveedora: Vari Internacional (alfombra/ lunario /green room)

(12) Luminarias MagicBlade 

(04) MagicPanel-fx 

(12) Robe BMFL, (06) DL7

(04) Alienpix-RS

(04) Cosmopix-R 

(02) Magicburst

(01) Consola ChamSys MQ100

Varios (público y escenario)

(60) Luminarias Vari-lite VL3000 Spot, (24) Vari-lite VL3500 Wash 

(20) Martin MAC 301, (50) MAC 101 

(24) Robe Pointe 

(22) Beam Zeus 230 

(50) Par LED 

(18) Clay Paky Sharpy 

(18) Elation Protron RGBW LED Strobe

(14) Hazers DMX con ventilador

(12) Foggers DMX con ventilador

Video

Empresa proveedora: HMD Producciones

180 metros de pantalla LED Absen

Recuadro cuatro

La numeralia de las Lunas del Auditorio en su edición 16

200 Artistas pisan el escenario

395 Lámparas de iluminación

350 Personas involucradas en la producción del evento

7 Generadores eléctricos

180 Instrumentos musicales

153 Micrófonos

Más de 100 cables de micrófonos

70 Pedestales de micrófonos

564 Módulos de pantallas de LED

298 Trusses

98 Motores

100 Músicos que acompañan a 21 cantantes

158 Metros de alfombra roja

398 Metros de charol

4 Consolas de audio

3 Consolas de iluminación

Más de 1,200 metros de fibra óptica para cámaras de televisión

12 Cámaras de televisión que cubren el escenario

8 Cámaras que recorren la alfombra roja

460 Metros lineales de valla de popote y heavy

4 Unidades de transmisión

945 Acreditaciones

20 Camionetas

1,791 Comidas servidas

9,300 Asistentes aproximadamente

Recuadro cinco

Producción Lunas

Gabriel Leif Álvarez. Productor ejecutivo

Carla Estrada Sánchez / Elizabeth Trejo Rivera. Coordinadoras generales

Patricia Fuentes Casanova. Coordinadora general de producción

Luis de Llano Macedo. Director artístico

Paulina Franch. Coordinadora artística

Germán Castellanos “Tiffy”. Diseñador de iluminación

Mauricio Chacón. Diseñador de escenografía

Óscar Fuentes Casanova. Coordinador de producción

José Antonio Sánchez Escobar. Coordinador de montaje

Armando Rodríguez Padilla / Lupita Abusrto Villegas / Carlos Ávila Morales. Logística de producción

Liliana López Escalera Oliva / Jorge Ordóñez. Asistentes de producción

Gustavo Zertuche / Rudy Rosales / Jorge Soto. Coordinadores y operadores de audio

Eulalio Favela. Director de cámaras

Erandi Fernández Juárez / Marco Antonio López Bravo. Responsables de edición y realización

Altered. Visuales

Francisco Polanco / Iván Gómez / José Carlos Sánchez / Maciel Endonio. Staff de Lunas