“Mérlindon, ¿por qué siempre te pones nervioso cuando vas a grabar? No entiendo, ¿traes una lista o algo que te ayude a organizarte?”, preguntó el famoso compositor y productor de Latinoamérica de los ochenta y noventa. Estaba yo petrificado a mis 19 años de edad, en esa cabina de grabación que tanto me angustiaba e imponía debido ese nivel de producción tan cara y profesional.

En artículos anteriores compartí vivencias en las que narré que, sin experiencia alguna en estudio, entré a grabar en 1990 las guitarras para el disco “Esquizofrenia” de Kerigma. Posteriormente realicé otras grabaciones para televisión y teatro, entonces mi respuesta ante el pánico escénico ya fue distinta. Entrar al estudio de grabación es un verdadero placer para muchos artistas que graban con facilidad, ya sea que tengan experiencia o no. Y para otros puede ser una verdadera pesadilla de nervios y angustia por el hecho de ser observado, además de llegar sin plan de trabajo y sin organización. Estas situaciones provocan cometer más errores de lo tolerable, perjudican la eficiencia (calidad del proceso), y no se obtiene eficacia (calidad en el resultado), lo que hace que aumenten los costos de producción, la pérdida de placer y la presión psicológica para todos en lo que debería ser una actividad artística lo más placentera posible.

¿Qué significa logística?

“Logistique” es una palabra francesa que proviene de la organización militar que se ha transferido a ámbitos empresariales, financieros y organizacionales para estructurar el tiempo y los medios necesarios para llevar a cabo un proceso y obtener resultados. La logística, además de ser un mecanismo científico de organización, en el cual también se calculan márgenes de error, imprevistos o supuestos como situaciones que pueden afectar de manera negativa al proyecto, es también un vehículo de “comunicación entre los equipos de trabajo”. Mi apreciación es que si se tienen errores graves, imprevistos serios y falta de conceptualización entre los artistas, entonces “aquello que no se comunica, sí existe” y trasciende en la falta de calidad. Lo que no se toma en cuenta, sale a flote. El aprendizaje es que el buen resultado y el éxito final, está en la calidad del proceso.

La logística es variable y depende de las particularidades de cada proyecto musical, de los objetivos a lograr y del nivel de producción que se busca, así como el presupuesto del que se dispone. Tales variables dependen del equipo que tiene el estudio, así como las cabinas sonoras para los distintos instrumentos como cuerdas, piano o voz. Esto incluye el software que se usa para grabar.

Cada proyecto, como orquestas, grupos, solistas, música instrumental, coristas y otras expresiones, dependen en la producción directamente de sus requerimientos técnicos. Analicemos las siguientes variables que no son ni buenas ni malas, son sólo formas de trabajo; por ejemplo, existen estudios de grabación que solamente se dedican a un estilo de música determinado, están capacitados técnicamente y su mercado es definido; es decir, quizá no eligen grabar rock o no es su área la música clásica, o trabajan solamente con jazz u otras corrientes musicales. Por otro lado, existen estudios que graban de todo, cualquier cosa y estilo, tienen la capacidad técnica y cabinas para amplios tipos de producción, incluyendo cine y televisión.

Podemos hacer un ejercicio de organización para la logística que nos ayude a visualizar lo que necesitamos antes de entrar al estudio de grabación.

Logística y plan de negocios para tu producción artística.

1. Establecer primero la normativa para tu producción, como la misión (el quehacer diario en la música), la visión (lo que se logrará a futuro en la carrera), y los objetivos de lo que se quiere lograr con la producción a corto y a largo plazo, a qué público está dirigido y en cuánto tiempo se desea ver resultados.

2. Sondear y cotizar precios de estudios de grabación, redes sociales, maquila si es el caso, productos de mercadotecnia, agencia de prensa y publicidad, licenciamiento de tu obra intelectual, legalidad en contratos, registro en INDAUTOR, diseño, fotografía y arte.

3. En el sondeo, investigar los equipos de los estudios, su capacidad de producción, si los costos incluyen al ingeniero, ayudantes o staff, así como la mezcla y la masterización. (Los datos sobre estudios de grabación pueden consultarse en el Directorio DI:ME especializado en la industria de la música y el espectáculo).

4. En la cotización de estudios es importante aprender de sus precios aunque el presupuesto no esté dirigido hacia lo que se quiera. Esto ayudará a conocer cómo se comporta el mercado y establecer bases para el futuro cuando se haga una producción más ambiciosa y también para estar enterado sobre qué pasos se pueden seguir en el costo de una pre-producción en un estudio más accesible y pequeño, hasta una producción final.

5. Realizar una proyección financiera en la que se calculen horas, días de estudio y paquetes. Considerar un presupuesto extra en caso de imprevistos, transporte, alimentos por día de los músicos, renta de equipo y accesorios.

6. Según el tipo de producción, incluir el pago a músicos extras, renta de equipo, asistentes de producción y director musical.

7. Actualmente ya no hay patrocinios de equipos para grupos o artistas, a menos de que sean sumamente conocidos. Sin embargo, dependiendo de la buena relación que se tenga con marcas y del avance y seriedad del proyecto, puede ser posible que faciliten equipo prestado exclusivamente  para la grabación, a cambio de incluir su marca en el disco o producción, lo que ayudará a disminuir costos.

8. Hacer todo en una hoja de Excel y una vez que se logren cubrir los detalles del plan de negocios y pasos en la logística de logros, se puede calcular cuánto dinero se invirtió y cuánto se debe recuperar. Esta información es valiosa para presentar en caso de contar con financiamiento, así como también proyectar lo que puedes cobrar para un show en vivo según las condiciones del lugar, si es dentro o fuera de la Ciudad de México o el extranjero, para lo cual se necesita otro tipo de logística y proyección de negocios para establecer con empresarios y patrocinadores.

Actualmente, existen varios organismos y escuelas que brindan capacitación en mercadotecnia para espectáculos, que también pueden consultarse en el Directorio DI:ME o en eventos como  sound:check Xpo,

Logística de preparación previa a la grabación

1. Ensayar de manera individual, luego con el grupo o ensamble y realizar una junta para que todos estén conceptualizados o en el mismo canal, previo a la grabación.

2. Permanecer bien practicado con el instrumento y apegado al metrónomo para lograr precisión, pues ésta no es negociable en la grabación y demasiados errores pueden aumentar los costos.

3. Revisar el equipo, reunir un día antes como mínimo y así cada músico. Que no falten cables, accesorios en general o cosas que los sorprendan saliendo a comprarlas o rentarlas durante la grabación, como parches de batería, accesorios para instrumentos de viento, pilas, cuerdas de guitarra o violín, ya que esto puede sacar de concentración y afectar la riqueza natural de lo que se está logrando; estos detalles no ayudan a proyectar y a consolidar un pensamiento e imagen profesional.

4. Llevar por escrito el orden en el que los temas musicales serán grabados. Si leen partitura, llevarlas; de lo contrario, llevar cifrados.

5. Establecer con el ingeniero qué se grabará primero; por ejemplo, las bases como la batería, percusiones y el bajo, después agregar la armonía con teclados o guitarras y las voces guía. Dependiendo del tipo de producción, organizar, una vez logradas las bases y guías, el momento en que intervienen las cuerdas, metales, voz principal y coros, por ejemplo.

6. La mejor manera de ser puntual, es llegar antes, no a la hora. En los estudios de grabación usamos el término en inglés “set” y de manera coloquial mencionamos los términos “setear o seteo”, que significa, por ejemplo, que una vez armada y afinada la batería, hay que colocar atriles, micrófonos, cableado, revisar los niveles de señal que registra la consola o el software, realizar la ecualización, efectos y calidad de sonido para que una vez establecido este paso, se proceda a grabar. El seteo es lo mismo para cada equipo e instrumento y se debes tomar en cuenta este tiempo una vez iniciado el conteo de cobro por la renta del estudio.

Logística creativa, corporal y psicoemocional

Finalmente, ésta es una aportación mía y la encontrarán en artículos anteriores sobre experiencias poco abordadas y con necesidades serias en la industria, lo que nos puede pasar a todos, sin distinción del nivel de producción o experiencia que tengas. Deben alimentarse bien, llegar al estudio descansado, con claridad mental y emocional, listo para el placer. Tu nivel de organización determina tu creatividad y buenas condiciones sociales con toda tu gente. Sin embargo, esto no garantiza que no sentirás miedo o pánico escénico en una grabación; mucha gente, de verdad, se pone nerviosa y se asusta, así que debes procurar psicoterapia y formas sanas de superar tus limitaciones personales.

¡Felices grabaciones!

*Guitarrista, compositor y productor. Ex-guitarrista del grupo Kerigma (1989 – 1993), grabó el disco “Esquizofrenia”. Como solista, sacó su primer disco instrumental “Horizontes” en sound:check Xpo 2018. Psicólogo educativo, psicoterapeuta corporal y de pareja, conferencista, consultor en sexualidad, cuenta con el Postgrado CORE Institute of New York. Es empresario, filántropo, fundador y director de la fundación Más allá de la Adversidad AC, para apoyo de personas con enfermedades reumáticas.