Una de las noticias del año es la gira Global Spirit Tour de la banda británica. Y es que el enorme despliegue de producción, en todas las áreas, ha incluido productos nuevos que seguramente marcarán la pauta para el futuro. En el caso del audio, el ingeniero de sala de la banda Antony King, ha elegido un sistema L-Acoustics K1, suministrado por la reconocida compañía Britannia Row Productions, que ha trabajado con Depeche Mode por más de un cuarto de siglo.

Con la gira de más de noventa fechas en estadios y lugares de gran escala en todo el mundo, un sistema que proporcionara precisión y fiabilidad era necesario y fue así como el K1 fue la elección adecuada. Para el inicio del tour, Antony King especificó un sistema principal que comprende catorce altavoces K1 por lado con cuatro K2 como downfill. El sistema lateral incluye14 altavoces K1 y seis K2 como relleno, para tener en cuenta la distancia necesaria de cobertura vertical. Hay un total de 46 subwoofers KS28, con doce gabinetes en cada lado junto a los K1; todo es mezclado a través de una consola SSL L500 Plus.

Debido a la estructura asimétrica del escenario se pusieron restricciones respecto a dónde se pueden colocar los subs y donde no, y la solución fue tener 18 de los restantes KS28 configurados como seis pilas (stacks de tres gabinetes, que se colocan frente el escenario en una disposición de arco. Tres ARCS por lado se apilan cerca de los KS28 de los extremos y cuatro stacks de dos Kara se despliegan como frontales cerca de los KS28 de la parte interna del arco. Otros dos Kara por lado se utilizan como infill en el escenario, mientras que la banda utiliza monitores personales y otros dos KS28 por lado se sitúan en el escenario. Los delays están conformados por cuatro grupos de doce K1.

“Había hablado originalmente de elevar algunos subs K1SB, así como algunos KS28, “explica Terence Hulkes, técnico de sala y jefe de equipo. “Sin embargo, debido a los puntos de rigging y cargas de peso, no era posible hacerlo”.

“Antony quiere consistencia”, agrega el técnico de sistemas Richard Trowe. “Le gusta tener un volumen similar, tanto en el asiento más lejano como en sala y le gusta caminar la arena de arriba a abajo para asegurarse de que lo tiene. Ahí es donde los filtros FIR y el sistema LA Network Manager realmente ayudan; cuando estás lejos de FOH y necesitas aumentar las altas frecuencias con la compensación de aire se puede hacer, usando una tableta. Obviamente, no siempre podemos lograr una cobertura perfectamente uniforme en estos grandes estadios, pero nos acercamos bastante. Por ejemplo, hubo restricciones legales de ruido en Suiza, pero incluso allí tuvimos una diferencia de 0.7db entre la primera fila y la posición de sala, y la misma entre sala y la parte posterior de la arena, que es casi nada”.

El equipo también aprecia la velocidad y facilidad del sistema de montaje L-Acoustics: “El montaje en particular es muy rápido”, comenta sonríe Terence Hulkes. “La forma en la que sube y baja es la más rápida de cualquier PA que he manipulado. En amplificación, tenemos 32 LA12X en un lado y 33 en el otro en dos carros que podemos rodar bajo el escenario. Conectamos los principales, la red de audio a ellos y así nos vamos”.

“Para mí, K1 es una de las opciones más serias para los estadios, dada su capacidad de lanzamiento superior y control de alta directividad”, culmina por su lado Antony King, “y los amplificadores LA12X llevan el sistema a un nuevo nivel”.