En Guadalajara existe desde hace mucho tiempo un ambiente propicio para la producción musical en el estudio. Ya sea para publicidad, cine, televisión o por supuesto, bandas y músicos solistas, las oportunidades parecen crecer para aquellos que confían en su talento y dejan de lado los temores que tienen para mostrar lo que hacen.

Un ejemplo de esto es Neil Damy, tapatío, arquitecto de profesión y músico apasionado no sólo de este arte, sino también del audio, y quien desde hace unos años tiene su propio espacio para la producción, en donde ha incursionado desde la música y la publicidad, hasta en música orquestal que se ha podido ver y escuchar por miles y miles de oídos.

Camino definido

No Más Mellow Producciones es el espacio que Neil Damy puso a disposición desde hace nueve años, iniciando en proyectos publicitarios y después para su banda, llamada Muhu, que estuvo en funciones de 2009 a 2012, aproximadamente. “Además de componer esta música, empecé a producir para otras artistas y jingles”, comienza Neil; “desde hace cinco años, el estudio se mudó a otra zona de la ciudad, que es donde continúa hasta la fecha, y terminó de profesionalizarse. Nació para poder ensayar con el grupo y una cosa nos llevó a otra, la gente nos empezó a ubicar y así empecé a grabar diferentes instrumentos, baterías y metales, hasta que poco a poco me fui encaminando hacia esa dirección”.

Continua leyendo el artículo completo aquí:

Related Posts